Verónica y Sergio pudieron darse un lujo que no todas las parejas pueden; Celebrar su casamiento sin las típicas preocupaciones, los nervios o ansiedades que la mayoría de los novios experimentan en estas circunstancias.

Este casamiento empezó siendo una formalidad, debido a sus previos 12 años de relación y sus 4 hijos, pero inevitablemente a medida que iban avanzando con los preparativos, las ilusiones fueron creciendo. Sus dos hijos más chiquitos iban por la casa diciendo…” papá y mamá se casan” …, mientras que los más grandes buscaban que ponerse para el gran evento.

Llegó la boda y todos estaban ahí. Nadie quiso perderse esa fiesta en la cual uno podía ver la felicidad del día a día, en su máxima expresión.  Festejando el amor, viendo como una pareja consolida sus lazos, frente a sus hijos, sus amigos y toda la familia. Disfrutando de un momento único y efímero, pero lleno de amor y alegría.

This slideshow requires JavaScript.

Fotografía: Toma 3 Estudio

Salón: Eventos Boulevard

Catering: Machado Catering

DJ: Cool DJ

Comentarios

comentario